Marcelo Arévalo es un salvadoreño exitoso que su talento y pasión al tenis lo ha llevado a representar a El Salvador en varias ocasiones convirtiéndose en una promesa para el  deporte salvadoreño.








¿Dónde nace Marcelo Arévalo?


Sonsonate, El Salvador 17 octubre de 1990


 

¿Cuál fue su primer acercamiento al tenis?


Fue en las canchas del club salinitas en Sonsonate cuando mis papas nos llevaban el domingo a pasar el día en familia y ahí ellos jugaban socialmente con amigos. 


 

¿De dónde provino su motivación para jugar tenis?


Mis papás jugaban socialmente y luego mis hermanos Ericka y Rafael comenzaron a entrenar y a competir nacionalmente, mi hermano siguió hasta convertirse en los mejores 10 del mundo a nivel junior y fue de ahí donde nació la motivación para seguir los pasos de ellos. 


 

¿Cuál fue uno de los mayores obstáculos que enfrentó al decidir dedicarse al deporte y cómo lo superó?


La parte económica fue definitivamente uno de los mayores obstáculos ya que cuando nos vimos en la necesidad de viajar a competencias mundiales fueras de la región los costos eran altos; los supere con la ayuda de mi familia que sacrificaron y vendieron algunas cosas para poder costearnos los viajes.


 


¿Cuál considera que ha sido la clave de su éxito en el tenis?


La Fe en Dios y el apoyo incondicional de mi familia.


 

¿Qué cualidades posee Marcelo que considera vitales para ser un exitoso tenista?


Ganas de entrenar, luchar, correr y ganas de sobresalir de la multitud y soy una persona muy competitiva. 


 

¿Qué se siente representar a El Salvador internacionalmente?


Es la mayor satisfacción que puedo tener, llevar a El Salvador en cada competencia y saber que cada logro nuestro país se da a conocer ante el mundial



¿Qué les diría a los jóvenes salvadoreños que están interesados en dedicarse al deporte como una carrera profesional?


Es una muy buena opción siempre y cuando tengan el valor y determinación de hacerlo de la mejor manera posible, trabajar y entrenar cada día al máximo sin importar los obstáculos que se puedan atravesar en el camino. 


 

¿Cómo maneja la presión antes y durante un juego?


He aprendido a jugar con la presión, creo fielmente que la presión o nervios son algo natural cuando algo nos importa solo hay que saber jugar con ello. Yo en lo particular trato de disfrutar lo que hago y vivir ese momento para poder divertirme jugando al tenis.


 


Puede comentarnos alguna anécdota como deportista que nunca olvidará.


Tengo muchas anécdotas, pero lo mejor que he sentido como atleta es jugar la copa mundial del tenis (Copa Davis) en nuestro país y sentir todo el calor y apoyo del público en casa.



Además de practicar tenis, ¿existe otro deporte que practique o le guste?


Profesionalmente solo el tenis, jugué fútbol en el colegio, pero entre amigos y social nada más. Me gusta ver muchos deportes pero  no los he practicado todos. 


 

¿Cómo fue su experiencia en el “Torneo Abierto Mifel los Cabos”?


Fue una de las mejores experiencias a nivel profesional el haber ganado un torneo de nivel ATP y saber que la gente en casa nos estaba viendo en la tele y darle ese título a El Salvador fue lo máximo. 


 


¿Qué aspiraciones posee en este momento en su carrera profesional?


Quiero ser mejor cada día como atleta, como persona y los resultados vendrán de la mano. 



 ¿A quién dedica su reciente triunfo?


A toda mi gente salvadoreña. 


 

¿Qué le dirías a todos los salvadoreños que te han apoyado en tu trayectoria como tenista?


Agradecerles por todo el apoyo que me han venido dando a lo largo de los años durante momentos buenos y no tan buenos, pero a los que siempre han estado ahí en todo momento decirle que los aprecio mucho y sigo luchando por seguir poniendo el nombre de nuestro país cada vez más alto. 






El reciente título de Marcelo lo consiguió el pasado 7 de octubre al ganar el dupla con el hindú Jeevan Nedunchezhiyan, la final de dobles del Abierto de Monterrey 2018.